Por: Centro Médico Picasso

 

 

 

Los Trastornos de Conducta Alimentaria (también conocidos como TCA) son un desorden en el comportamiento de la ingesta alimentaria estimulado por la obsesión desmedida hacia el peso.

 

 

Causas de los Trastornos de Conducta Alimentaria

 

En muchas ocasiones, las personas que sufren algún tipo de TCA, también suelen padecer otro tipo de problemas psicológicos como son la depresión o la ansiedad, entre otros trastornos mentales.

Realmente, no existen unas causas definidas que certifiquen la aparición de las TCA, sin embargo, podemos afirmar que hay una serie de factores que pueden favorecer la aparición de dicha enfermedad.

  • Factores genéticos

Tras varios estudios, se ha comprobado que las personas que poseen algún familiar que haya sufrido un TCA, esta tendrá mayores riesgos de padecer un Trastorno de Conducta Alimentaria.

Sin embargo, las apariciones de los TCA surgen por la conversión de diversos factores y, por lo tanto, dicho factor no es único ni fundamental para poder padecer este tipo de trastornos.

  • Factores socioculturales

Existes diversas conductas socioculturales que pueden influir en la aparición de TCA, entre los cuales podemos destacar el comportamiento de los padres hacia el peso de sus hijos, dándole una importancia excesiva a este, lo cual puede desembocar en una obsesión por la pérdida de peso por parte de los hijos.

  • Factores psicológicos

La baja autoestima, la depresión, la ansiedad, el estrés, el aislamiento social y la excesiva preocupación por el cuerpo, son algunos de los factores psicológicos relacionados con los Trastornos de Conducta Alimentaria.

 

 

¿Cuáles son los Trastornos de Conducta Alimentaria?

 

Los Trastornos de Conducta Alimentaria más conocidos son la anorexia y la bulimia, sin embargo, actualmente existen más tipos de TCA, aunque no son tan populares como los dos mencionados anteriormente. A continuación, vamos a destacar los siguientes:

 

  • Anorexia: pérdida de peso producida por la falta de apetito.

  • Bulimia: atracones de comida seguidos por la provocación del vómito.

  • Obesidad: el sobrepeso también es reconocido como TCA.

  • Vigorexia: obsesión por la pérdida de grasa y desarrollo de masa muscular.

  • Potomanía: obsesión por la ingesta de líquido (normalmente agua).

 

Cada uno de los TCA comentados anteriormente, tienen diversas consecuencias para los pacientes que los padecen. Por ello, es muy importante que las personas con dicho trastorno psicológico reciban ayuda profesional y acudan al psicólogo ya que, de esta manera, los pacientes podrán recibir el tratamiento más adecuado para sus respectivos Trastornos de Conducta Alimentaria.

 

 

¿Cómo podemos prevenir los Trastornos de Conducta Alimentaria?

 

Podemos evitar el padecimiento de algún tipo de TCA mediante el seguimiento de una serie de conductas y cumpliendo las siguientes recomendaciones, las cuales nos permitirán controlar mejor la salud:

 

  • Promover una adecuada alimentación

  • Fomentar el deporte

  • Comer en familia

  • No dar una importancia excesiva al peso

Otras noticias que pueden interesarte